En 3e entendemos que el GOBIERNO ESTÁ AL SERVICIO DE LOS CIUDADANOS. Con ello, defendemos la educación nacida en el seno de la familia, la transmisión de los valores de padres a hijos y de abuelos a nietos y que la herencia educacional es la base de toda civilización.

Defendemos, por encima de todo, un sistema FAMILIAR: trabajaremos para el mantenimiento de éste y, en ningún caso, aceptaremos que el Gobierno tenga potestad en la educación en genero o en temas morales y religiosos de nuestros hijos y nietos. Ambos temas son decisiones tan íntimas y personales que no puede ser impuesto desde ningún gobierno.

Entendemos que nuestro sistema marca la MAYORÍA DE EDAD como un punto de partida en el cual la sociedad admite que una persona está preparada para hacerse responsable de sí misma.

Un menor de edad no puede actuar con total libertad hasta estar suficientemente preparado y, por ello, no se les permite votar ni administrar la economía y propiedades o conducir, entre muchas otras cosas, hasta su mayoría de edad. Hasta este momento, los tutelados no deben ser dirigidos por nadie externo a dicha tutela.

Pretender adueñarse de esta labor familiar y generacional es imponer una doctrina resultante de la ideología que gobierne en ese momento, eludiendo las libertades que defiende nuestra Constitución con un claro resultado de alienación de la población futura.

3e en acción defenderá esta postura que es absolutamente necesaria e inamovible para un futuro sano de nuestra juventud.

Nuria M. Ros